5 maneras de tomar conciencia de lo que se lleva a la boca

1.  Cuidado con los alimentos engañosos: Ensalada Cesar (si, es ensalada, pero su aderezo tiene muchísima grasa),  barras energéticas (cargadas en azúcar),  hot dog o tocino de pavo, granola comercial (cargada en azúcar también), te frio (si, el te tiene muchos antioxidantes, pero la mayoría están cargados en azúcar).

2.  Muchas veces ponemos atención a lo que comemos, pero no tomamos en cuenta lo que tomamos.  Debemos tener especial cuidado con las calorías que contienen estas bebidas. Para tomar en cuenta: Un jugo de fruta en lata: 85 cal., Gaseosas: entre 90 y 130 cal., Gatorade: 60 cal., lata de cerveza: 100 cal., vino tinto: entre 130 y 160 cal., vino blanco: 160 cal.

3.  Comer frente a la computadora o la televisión. Si está masticando mientras ve el noticiero, revisa su Facebook o mientras chatea con alguien, va a quitarle su atención a lo que come y es probable que coma mas de la cuenta. Disfrute de su comida, saboréela, y así quedará satisfecho/a .

4.  Cuidado con su compañía: novio, esposo, amigo. Los hombres queman calorías mas fácilmente que las mujeres, por lo que no conviene comer las mismas comidas o porciones.  Tampoco siga una dieta estricta a base de verduras para luego comer las papitas fritas o las orillas de la pizza que sus hijos dejan.

5.  ¿Esta comiendo frecuentemente en restaurantes o fuera de casa por situaciones de trabajo y tiempo? Recuerde que las comidas en restaurantes por lo general tienen mayor cantidad de grasa,  colesterol y sodio.  Haga un esfuerzo por pedir lo más  saludable que encuentre: pídale a su mesero cambios en los platos del menú, pida platos a la plancha, parrilla o al vapor y evite los fritos y rebozados. Pida verduras de complemento, no papas fritas. Comparta su plato y  no siga comiendo si ya esta satisfecho; siempre puede llevar las sobras a casa.